¿QUÉ PODEMOS
APORTAR?
INFÓRMATE:
+34 665 320 157
info@renovacreaintegra.com

Los consumidores tenemos el poder de cambiar el mundo

nov 3,2015

 

De un tiempo a esta parte, hemos podido observar la pérdida de gran parte derechos sociales y el aumento cada día más observable de las injusticias y desigualdades sociales. No en países lejanos, no, sino en nuestras familias y en nuestros propios barrios.

Por suerte, si se puede decir así, al menos la gente está movilizándose, y las redes sociales “arden” de personas cada día más indignadas, compartiendo información e iniciativas ciudadanas.

Sin embargo, pocas personas, todavía, han aprendido a hacer la conexión entre lo que “yo consumo” y “cómo está el mundo”.

Las personas nos quejamos de lo que hacen las multinacionales y los gobiernos, pero, ¿quién les compra? ¿quién les vota?

Las grandes empresas producen lo que la gente demanda. Si el consumidor demanda “precio barato”, ellas darán “precio barato”. Si vamos a un banco a depositar nuestros ahorros, y lo que nos mueve el ganar la máxima rentabilidad, sin importarnos cómo la consigan, como dice Joan Melé, no nos deberíamos extrañar de las barbaridades que hemos visto en el sector financiero.

Lo mismo sucede en todos lo sectores. Si el consumidor demandara masivamente productos éticos por encima de los baratos, las grandes empresas los producirían.

Si los consumidores no compraran en absoluto ningún producto que no fuera éticamente producido, este sería un mundo muy diferente. Es decir, que lo que combatimos y nos indigna por un lado, lo co-producimos y lo co-financiamos por otro.

Aparte, hay otro aspecto incluso más importante y esencial, digamos más kármico, que podemos observar en esto. Es el siguiente: si nosotros no tenemos ningún cuidado ni respeto en absoluto por los que (creemos) están por debajo de nosotros en la escala social (por ejemplo, animales, medioambiente o personas del 3er mundo)… ¿por qué nos escandalizamos tanto si los que están “por encima nuestro” (políticos, grandes magnates, especuladores…) tampoco lo tienen con nosotros. ¿Qué diferencia hay entre que nosotros compremos un balón de futbol o una prenda de ropa hecha con esclavitud infantil (lo sepamos o no), o una crema hecha con experimentación animal, o un producto de limpieza que contamina nuestras aguas… y que una gran corporación haga un ERE o evada impuestos? Ninguna. Es lo mismo. Se llama egoísmo y falta de empatía.

Por poner un dato: Mueren cada mes tantos animales como seres humanos somos en el mundo, ¡unos 7.000 millones al mes! Casi todos después de haber vivido una vida de explotación, y debido al consumo masivo de productos animales de la sociedad occidental.
- See more at: http://rescatatalentos.com/tenemos-el-poder-de-cambiar-el-mundo/#sthash.npjJzNra.dpuf


i2 RenovaCreaIntegra – Formación Continua a Empresas

Quien quiere cambiar su mensaje? Contactanos!

Cursos de Escaparatismo – Cursos de Visual Merchandising – Trade Marketing – Iluminación – Paquetería – Rotulación – Maniquies