¿QUÉ PODEMOS
APORTAR?
INFÓRMATE:
+34 665 320 157
info@renovacreaintegra.com

Las tiendas dejarán de ser tiendas?

sep 20,2017

Pasear por centrsos comerciales: El ejercicio suburbano que mantiene a la población sana

Los comercios son cada vez mas conscientes de promover “experiencias” dentro de la tienda al menos, lo están haciendo  las tiendas emblemáticas de las grandes ciudades y tiendas a las que les gusta llamar la atención. Es una reacción al hecho de que la compra es ahora algo que se puede hacer en cualquier lugar y ésta reacción se puede detectar en que la gente está tratando de alejarse del uso de la palabra tienda, así como de centro comercial. Leonard Schlesinger, profesor de gestión en la Escuela de Negocios de Harvard piensa que las empresas con tiendas físicas tendrán problemas si no se ajustan al hecho de que Internet ha quitado muchas razones de los consumidores para visitar lugares físicos en primer lugar.

Ese hecho parece ser la motivación de compañías como Starbucks, viendo con desagrado el ascenso de los competidores

Este es exactamente el pensamiento que más comercios deberían estar experimentando con la adaptación a la realidad de compra por Internet, hay Dos preguntas que los comercios deberían hacerse ¿Están disfrutando los consumidores hoy en día? y ¿Cómo se pueden unir ventas y experiencia? Y ¿ Esa experiencia implicaría comer,  beber y bienestar?

Un vaso de vino o un trozo de pizza podrían dar ventaja frente a la  competencia que está luchando por adaptarse. Pero ¿Qué ocurre a largo plazo, una vez que se prioriza la “experiencia”? Que el centro de la ciudad se convertiría en un lugar de comidas del mundo y catas de vino. Se dice que la experiencia enfatiza la interacción humana en entornos agradables y esto podría convertirse en la nueva normalidad, al igual que la rapidez con la que las expectativas cambiantes de los consumidores empujan a los comercios onLine a hacer, estándar, un envío gratuito de dos días. Sin embargo, habrá negocios offLine, como sastres y peluqueros, que permanecerán impermeables a estas tendencias.

Lo curioso de las tiendas-como-experiencia es que está moldeando el futuro del comercio, y también representa un retorno al pasado. Apple podría estar interesada en saber que los primeros centros comerciales, posteriores a la Segunda Guerra Mundial, usaban retórica similar sobre las plazas públicas, Victor Gruen, fue el hombre que diseñó Southdale (el primer centro comercial de interior) creando una nueva mirada hacia los centros comerciales, se interpretó como la creación de un nuevo espacio público. Eso es sorprendente en retrospectiva, pero no si entiendes el comercio como un sitio clave para los encuentros públicos.

Gruen imaginó centros comerciales desempeñando papeles en la sociedad similares a “el antiguo Ágora Griego, el Mercado Medieval y Plazas de Ciudad“, en los años 50 y 60 algunos centros comerciales tenían auditorios, salas de reuniones y pistas de hielo.

En el siglo XIX, los creadores de las primeras tiendas también estaban en sintonía con las experiencias de los compradores, en particular las mujeres de clase media y alta a las que atendían. Las tiendas tenían cafés y salas de té en las que los clientes podían descansar, junto con un montón de asistentes para ayudar con cualquier compra. Una de las razones por las que promovían esto, era porque las compras eran una experiencia, y a veces esa experiencia era incómoda o causaba ansiedad.
Pero una ruptura importante con el pasado, es que esta experiencia de compra, empezó a ser más democrática.“Lo mas sorprendente es que ahora los comercios están tratando de asociar las experiencias – aprendizaje, conversación, atención personal- con bienes y servicios de consumo de gama alta, esto solía ​​ser la norma para todos los consumidores.
El periodista e historiador Marc Levinson nos ofrece un precedente histórico para el comercio experiencial. Nos habla de la Gran Compañía Americana de Té, que
instaló en 1865 una planta de tostado de café en Manhattan, destinada a deslumbrar a la gente que caminaba con sus miradas y olores. Unos años más tarde, la compañía, renombrada Great Atlantic & Pacific Tea Company “A & P” que más tarde se convertiría en el minorista más grande del mundo, interpretó sus tiendas basandose en su conexión con los cultivadores de té chinos y pintando sus tiendas en bermellón y hojas de oro, añadiendo tapices chinos y linternas orientales y convirtiendo la zona de caja en una pagoda. Los clientes tenían la sensación de experimentar, un poco, China, ya que compraban su té.

 


RenovaCreaIntegra – Escaparatismo. Merchandising

Formación- Comunicación de Producto – Iluminación  – Maniquies – Experiencias OFF/ON Line